GNOME 3.10 disponible, cambios por doquier

Los responsables del desarrollo de este entorno de escritorio han anunciado la publicación de GNOME 3.10, una nueva edición que llega con mejoras en todas las áreas.

Entre las destacadas está el soporte para Wayland, que permitirá tanto a usuarios como a desarrolladores preparar el salto completo a este nuevo protocolo de servidor de ventanas que sucederá al legendario The X Window System.

También se aportan mejoras en la barra del sistema y el estado del mismo, con un área con un único menú con más información en un mismo cuadro de diálogo. Las barras de cabecera también han cambiado su interfaz para ser más dinámicas en su inclusión de todos los elementos, y contamos con nuevas aplicaciones como Bijiben –una aplicación para tomar notas que se integra con ownCloud–, GNOME Weather, o GNOME Photos, que se integra con Flickr.

Hay otras tres aplicaciones aún en fase preliminar: GNOME Music, GNOME Maps y GNOME Software –un gestor de aplicaciones propio– además de cambios en otras ya muy conocidas como Web, Contacts, Tweak Tool, Evince o Boxes. Sin duda, cambios muy bienvenidos que harán las delicias de los usuarios de este entorno de escritorio.

Podéis comprobar más detalles en el anuncio oficial y también en el post de WebUpd8 donde hacen un repaso en vídeo a esas novedades para que podáis entender esos cambios de un vistazo.

OpenSUSE 12.3 llega con mejoras notables pero sin revoluciones

Resulta tranquilizador que algunas distribuciones se dejen de tanta revolución y sigan manteniendo su filosofía original. OpenSUSE es una de esas distribuciones, y lo confirma con su última edición, openSUSE 12.3, que se centra en pulir todas las áreas del sistema que los desarrolladores han considerado importantes y que trae mejoras notables en muchas de ellas.

Ya destacaba algunas de esas novedades en el artículo «Cinco novedades que nos traerá openSUSE 12.3«, pero en realidad hay muchas más, y las explican todas con bastante lujo de detalles en un anuncio oficial en el que de hecho han tenido que resumir la descripción de esas mejoras porque había mucho que contar. Y por cierto, han tenido el curioso detalle de incluir un fotomontaje con una imagen de la chimenea de la Capilla Sixtina de la cual acaba de salir humo blanco (habemus papam) pero que ellos han titulado «buenas noticias – ¡tenemos humo verde!» 🙂

opensuse-green-smoke

Sí que han destacado la integración total de systemd o la inclusión de journald, el soporte (opcional) de UEFI Secure Boot, las nuevas imágenes Live de 1 Gbyte (algo que no gustará a los fans del LiveCD, si todavía queda alguno), o la nueva apuesta por las arquitecturas ARM, muy de moda. El salto a MariaDB tiene cierto tinte político (que Oracle sea propietaria de MySQL no es muy tranquilizador, yo hubiera hecho lo mismo hace tiempo), mientras que nos encontramos con una apuesta especial por la nube con la inclusión de OpenStack «Folsom», la plataforma Open Source que permite acceder a las virtudes de ese tipo de implantaciones, ya sean públicas, privadas o híbridas.

Hay muchos cambios también en terrenos como la virtualización, con nuevas versiones de KVM y QEMU y con la interesante inclusión de la primera versión realmente importante de Boxes, la aplicación incluida en GNOME 3 que permite gestionar máquinas virtuales y que junto a oVirt es uno de los componentes más prometedores de este campo. También muchas mejoras en temas para desarrolladores (si lo sois, mejor leeros la nota oficial, porque aquí yo me pierdo) y en su habitual apuesta por la buena integración de diversos entornos de escritorio, aunque sigo creyendo que en openSUSE le tienen especial cariño a KDE, algo que seguro alegrará a Metalbyte, que también ha aportado cosas interesantes sobre este lanzamiento en MuyLinux.

Podéis descargar  la distribución a través de los siguientes enlaces, cortesía de Distrowatch:

Y podéis consultar más detalles (muchos, muchos) en ese anuncio oficial, en las notas de la versión,  o como decía Metalbyte, en un rápido análisis que ya han publicado en Muktware (que probablemente hayan hecho sobre la RC2, y me parece perfecto). En ese análisis no destacan nada realmente espectacular, pero sí concluyen con una frase interesante: «No pretendo que cambies de distribución (utiliza lo que funcione para ti, es de lo que se trata), pero pruébala y puede que encuentres algo que echabas de menos todo este tiempo«.

Una buena razón para probar openSUSE, y, por extensión, todo tipo de nuevas experiencias, ¿no os parece?